Economía

El proyecto SILICIE cambiará la regulación de los Impuestos Especiales en el sector cervecero

La Agencia Tributaria de España (AEAT) publicaba hace unos días el borrador de la Orden ministerial que regulará la contabilidad de los productos objeto de los Impuestos Especiales, que, a priori, entrará en vigor el próximo 1 de enero de 2020 y que afecta, entre otros, al sector cervecero.
Dicha Orden desarrolla el proyecto SILICIE (Suministro Inmediato de Libros
Contables de Impuestos Especiales), por el que la contabilidad de estos productos se realizará a través de la Sede electrónica de la Agencia Tributaria mediante el suministro -electrónico- de los asientos contables,
lo que sustituirá a los actuales libros auxiliares de contabilidad.

La definición minuciosa del contenido de los asientos contables a suministrar, así como los procedimientos, plazos y forma de presentación,
significarán la estandarización y homogeneización de este proceso contable en todo el territorio nacional y eliminará la actual necesidad de informar periódicamente a la Agencia Tributaria mediante las declaraciones de operaciones al contar ya con toda la información en su sistema.

Participación activa de AECAI

La Asociación Española de Cerveceros Artesanos e Independientes (AECAI)
ha participado de forma muy activa durante el periodo previo de información pública y de alegaciones al borrador de la Orden.

De hecho, “han sido admitidas el grueso de peticiones que con tanta insistencia hemos solicitado los cerveceros artesanos y de pequeño
tamaño”, según han señalado los responsables en materia de impuestos
de la asociación cervecera.

“De haberse materializado los primeros borradores, nuestro sector podría
haber puesto en serio riesgo su consolidación y crecimiento dadas las exigencias burocráticas y limitaciones iniciales requeridas; por eso estamos agradecidos a la sensibilidad mostrada por la Administración a la
hora de incluir muchas de nuestras reivindicaciones”, señalan desde
AECAI.

“Es evidente”, sostiene el colectivo de los cerveceros artesanos, “que somos un sector que acaba de nacer y, por ello, es muy importante tener la oportunidad de hacer llegar a la Administración de primera mano la realidad diaria de las pequeñas fábricas que, lógicamente, por nuestra reciente irrupción, es bastante desconocida en muchos aspectos”.

AECAI considera que “con estos cambios la normativa se adapta en buena medida a esta nueva realidad y nos permitirá acometer el reto que supone el suministro inmediato de información y el cumplimiento de nuestras
obligaciones tributarias de una forma mucho más acorde a los recursos con los que cuentan los autónomos y pequeñas empresas que formamos este colectivo”.

Según la Asociación de los pequeños cerveceros, estos hechos refrendan que “la unión en torno a un movimiento asociativo fuerte es fundamental para hacerse oír ante las administraciones públicas y poder trasladarles la realidad imperante en el sector”.

Cambios para los microcerveceros


Las principales novedades que establecerá la nueva Orden para facilitar el
cumplimiento de las obligaciones tributarias a los pequeños artesanos son
las siguientes:

 Aumento del límite a 50.000 hl/año para ser considerada pequeña cervecera (en el Reglamento de Impuestos Especiales el límite eran sólo 5.000 hl.). Este nuevo límite, que coincide con el que figura en los estatutos de AECAI, asegura que la totalidad de las pequeñas cerveceras puedan acogerse a los beneficios y simplificaciones contables y permite eliminar trabas administrativas al crecimiento de las pequeñas fábricas cerveceras a tenor del importante desarrollo del sector en los últimos años.

 Remisión mensual de asientos al sistema de la AEAT. Se ha aumentado el plazo de presentación de los asientos, de forma que los del mes en curso podrán enviarse hasta el último día hábil del mes siguiente. En el caso general, el plazo de remisión es de cinco días hábiles.

 Declaración agrupada de materias primas. Podrá remitirse un sólo asiento agrupado al mes por cada tipo de materia prima.

 Retraso efectivo del suministro electrónico de información. Si bien la entrada en vigor se mantiene el 1 de enero, la remisión de los asientos del primer semestre de 2020 se podrá realizar durante el tercer trimestre de 2020. Ello otorga al menos 6 meses de gracia para implantar, adaptar y testear las aplicaciones y sistemas informáticos de las empresas.

Jornada Silicie de formación

El salón de actos del Departamento de Aduanas de la AEAT acogió el pasado miércoles una jornada formativa para profundizar en el nuevo portal Silicie, la aplicación informática por la que pasarán todos los Impuestos Especiales, también para los cerveceros.

En dicha cita estuvieron presentes decenas de miembros de AECAI, con su presidente, Javier Donate, a la cabeza. Los presentes pudieron conocer cómo será el funcionamiento del mencionado programa Silicie.

AECAI, no obstante, ya está trabajando para organizar una o varia jornadas formativas sobre el funcionamiento de este sistema obligatorio para la contabilidad de los Impuestos Especiales. En estas jornadas, de las que se informará próximamente, tendrán prioridad los asociados a AECAI.

Previous post

Quién es quién en la cerveza en España: Blanca Fresno, Cerveza Ordum

Siguiente Post

Los nómadas Attik Brewing se presenta en sociedad a través de ferias

No hay comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *