Opinión

La cerveza artesana de Madrid exhibe músculo y orgullo por Israel G. Montejo

El paado jueves 8 de abril no fue un día cualquiera en la aún joven historia de la cerveza artesana en Madrid. Convocados por Román Jove, el creador de Cervecera Península, 27 cerveceras artesanas de la Comunidad de Madrid participaron en un encuetro que tuvo dos virtudes: que los cerveceros artesanos de Madrid se reunieran por primera vez y además, pusieran en marcha una iniciativa como la elaboración y el lanzamiento de ‘7 Estrellas’, una IPA de la que se van a producir 5.000 litros que será donada a la hostelería de Madrid, a esa hostelería que más ha mirado históricamente hacia la cerveza artesana y que tan mal lo ha pasado durante el año ya largo que llevamos de Pandemia.

El encuentro tuvo la virtud además de no excluir a nadie. En la fábrica de Alcobendas de Cervecera Península estaban convocados desde los actores más potentes y ‘famosos’ de la región hasta los pequeños productores. Sin exclusión alguna. Y el sector valoró y respondió a una.

Esa foto de familia con la que se rubricó el evento es toda una declaración de intenciones, una exhibición de músculo de un sector que necesitaba de una inyección de adrenalina, de un ‘chute’ de autoestima. El mensaje es meridiano: en medio de una crisis colosal, con el principal canal de venta que no es otro que la hostelería tambaleándose; con muchos cerveceros artesanos pequeños sin acceso al canal de alimentación y con todos los eventos y ferias (el camino para muchos productores para vender) sin posibilidad de celebrarse aún, los cerveceros artesanos siguen estando ahí, son muchos, tienen fuerza, tienen espíritu y energía suficientes para seguir siendo protagonistas contra viento y marea.

Me lo dijeron muchos de los participantes en el evento: «Esto ha sido una gran idea» y mi buen amigo Javier Terrón, de Cerveza Gabarrera, me aseguró emocionado que «esto hay que repetirlo todos los años». Estoy seguro que muchos de los asistenten piensan lo mismo.

¿Puede ser este evento el inicio o el germen de un nuevo movimiento y posicionamiento de la cerveza artesana en Madrid? Ahí lo dejo. Soy todo oídos.

¿Quieres recibir más noticias como esta?Apúntate a nuestra newsletter y recibe todos los viernes un resumen de las noticias de la semana
Previous post

Mahou San Miguel cerró 2020 con beneficios pese a perder un 36% de sus ventas en hostelería

Siguiente Post

Cerveza Sanfrutos acelera en 2021 con un potente portfolio de novedades y colaboraciones

No hay comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *