Ferias y EventosGeneral

Mikel Rius «En el BBF, la cerveza es la base pero generamos experiencias para el visitante»

El festival recibió 15.000 aficionados a la cerveza y se consolidó como espacio de networking para el sector y promotor de la relación entre gastronomía y cerveza

La XII edición del Barcelona Beer Festival ha dejado un muy buen sabor de boca entre la organización de un evento que considera ha recuperado los níveles y las sensaciones del año 2019, última edición antes de la Pandemia.

Mikel Rius, director del BBF, hace una valoración muy positiva de lo que ha sido una edición en el que el recinto de la Fira de Barcelona, que ha sido la sede del evento por segundo año, ha recibido en torno a 15.000 aficionados a la cerveza. Sobre este dato, Rius añade que «ha aparecido un público más joven. Es un feeling que tenemos. Pensamos que hemos desplazado hacia abajo la media de edad, lo que es una alegría».

Rius maneja un océano de datos gracias al sistema de pulseras digitalizadas que el BBF implantó en la edición del 2023 y que este año han vuelto a funcionar muy bien, proporcionando una información muy valiosa sobre los hábitios y tendencias de un festival que sigue evolucionando de forma permanente.

En ese sentido, Rius afirma que «el tiempo medio de estancia en el festival, ha aumentado mucho. Pensamos que la gente se ha quedado más rato. Las pulseras nos dan una cantidad brutal de información que tenemos que analizar. Son un sistema mucho más cómodo y más limpio y el público está más satisfecho«

Sobre la sensación que deja el evento celebrado a las puertas de la Semana Santa, Rius reconoce que «en general, para nosotros, ha sido el punto de que esto se ha recuperado y que estamos en buena sintonía. Es la edición que reconecta con el 2019 y también como mensaje positivo para el sector. Pensamos que ya se ha acabado el momento de malas noticias y que van a empezar a escucharse noticias positivas. Hay una energía diferente»

Una energía positiva que se ha notado en el buen funcionamiento de proyectos com el espacio temático de Euskadi, que ha tenido «mucha promoción y visibilidad» explica Rius o la consolidación de la apuesta por la gastronomía como concepto íntimamente ligado a la cerveza que en el BBF tiene una vinculación muy especial tanto desde el punto de vista » de tapeo de gastronomía general, siendo el año que más platos ha servido, lo que es un indicador de que la gente se ha pasado más tiempo en el festival y luego está también, la parte de actividades, con un Showcooking muy potente, con cocineros con Estrella Michelín. Pequeñas y grandes acciones para ir empujando con ese relato de la cerveza gastronómica«

Un Innbrew de menor tamaño pero muy sólido

Una de las patas del BBF es el Innbrew. The Brewers Convention, una apuesta que este año ha tenido «menos expositores, quizá por la sensación de pesimismo que había en el sector» pero que según Rius «una vez dicho eso, ha funcionado muy bien. Buenas sensaciones cualitativas. Esperemos que el año que viene repitan muchos stands de este año».

El evento profesional ha tenido un aspecto más compacto e integrado en el conjunto general del Barcelona Beer Festival y ha dejado buenas sensaciones de movimiento entre los profesionales, que han acudido de forma importante, con más de 1.000 acreditaciones gestionadas por la organización.

En cuanto al Barcelona Beer Challenge, la tercera victoria de Basqueland Brewing es valorada como un «más que merecido titulo». «Es una cerveza que hace muy bien las cosas, que invierte en personal y calidad. A nadie le extraña que gane» explica Rius, que añade que ha sido una buena edición desde el punto de vista de la calidad, con muy pocas categorías desiertas y con un apunte: el éxito de las cerveceras italianas, que han arrasado en el palmarés de este año y que certifican la internacionalidad de un concurso donde a Rius le gustaría que «en próximas ediciones, ganarán más cerveceras locales porque aquí se hacen muy buenas cervezas»

Un futuro en la Fira de Barcelona

Sobre el futuro, Rius considera que el corto y medio plazo sigue pasando por la Fira de Barcelona, un espacio que funciona «muy bien, por lo que si todo cuadra, el BBF tendrá casa para muchos años» y añade que más que «modificar cosas, tenemos que seguir explorando líneas, seguir caminando en temas que ya estamos tocando como stand temáticos de países, la gastronomía, integrar música en directo, hacer acciones de gamificación que este año han funcionado muy bien como los NFT…La gente viene a los festivales a pasárselo bien. La cerveza debe ser la base pero hay que generar experiencias para el visitante. El BBF es el sitio donde hay que estar. Estamos en esa línea y eso se está cumpliendo. Es el punto de encuentro anual de tres días y es el networking cervecer

¿Quieres recibir más noticias como esta?Apúntate a nuestra newsletter y recibe todos los viernes un resumen de las noticias de la semana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba