Reportajes

Quién es quién en la cerveza en España? Daniel de Julián, CCVK

Apegada al barrio de Vallecas y muy familiar. Así es la Compañía de Cervezas Valle del Kash, CCVK, la cervecera que es la tarjeta de presentación de Daniel De Julián y que se ha hecho un hueco en el sector craft español con una forma de entender el negocio de la cerveza artesana singular y alternativa.

De Julián es economista. Un economista que no ha ejercido nunca, como resalta él mismo nada más comenzar la conversación. Trabajó apenas unos meses en el departamento financiero de una empresa para pasar a trabajar como comercial de publicidad en una gran editorial con productos muy vinculados a la industria farmacéutica.

En el mundo editorial y de la salud ha estado gran parte de la trayectoria profesional de Daniel, que, sin embargo guardaba una carta en la manga cuando la crisis del sector convirtió en una utopía el futuro a largo plazo en el mundo editorial.

Muy vinculado a Vallecas, donde su familia se estableció hace más de un siglo y con la posibilidad de crear un negocio desde cero en las instalaciones de lo que fuera una antigua fábrica de lejías propiedad de su familia en pleno corazón de un barrio popular como es el vallecano, De Julián, que siempre había hecho cerveza en casa, planteó la posibilidad de dar el salto y crear un proyecto profesional.

Al toque de corneta acudió la familia. CCVK se constituyó como una cervecera con un accionariado en el que participan casi una veintena de familiares. «Un día de 2014, entramos en una notaría y a partir de ahí, comenzamos a mirar maquinaria, visitamos fábricas en Alemania y en Estados Unidos aprovechando que mi hija estaba estudiando allí y después de visitar un buen número de fábricas, encontramos lo que buscamos en Toledo». «Para poner en marcha todo hicimos casi un crowfunding familiar» añade un De Julián que recalca el gen vallecano de su cervecera «yo nací a apenas 20 metros de la fábrica, mi madre nació en la fábrica misma porque en ella estaba la vivienda de mis abuelos y en aquellos tiempos, la gente nacía en sus casa; mi abuelo fue fundador y presidente del Rayo Vallecano. Estamos muy unidos a este barrio»

Esa unión con el barrio ha permitido que el proyecto de CCVK naciese con unos cimientos muy sólidos, con un vínculo del que da testigo el Tap Room de la fábrica, lleno casi a diario por gente del barrio. Aún así, a pesar de esa fortaleza que dan las raíces, De Julián reconoce que «hasta que no empiezas a elaborar, sale tu primera cerveza, la comienzas a vender y ves que gusta, vives una gran incertidumbre. El tener la fábrica en el Casco Urbano de Madrid también nos trajo sus problemas. Hubo momentos en los que en la fábrica, había más inspectores que clientes»

De Julián confiesa que se dio cuenta que el proyecto podía funcionar «cuando empezamos a vender la cerveza y ves que al público le gusta y la acepta bien. También teníamos miedo de estar en un barrio con una tasa de paro más alta de Madrid y con cervezas en muchos bares a un euro pero la verdad es que nuestras cervezas gustaron desde el principio. Tenemos una clientela muy fiel»

CCVK está en una segunda fase de su proyecto, en pleno crecimiento y con unas ideas de potenciar la fábrica y, por tanto, la producción, muy potentes pero aún así, De Julián tiene claro que el futuro del sector pasa «por estar en los lineales de las grandes superficies y meter la cerveza artesana en frío en las centros comerciales, como se hace en Estados Unidos. Si alguien lo hace, lo seguiríamos todos. Hay que darse a conocer en las grandes superficies. No hay otra opción si queremos que el sector siga creciendo»

Hasta que llegue ese momento, CCVK se apresta a vivir su pequeña y particular revolución. Tiene muchos planes en cartera. Eso sí, sin perder las señas de identidad que le han convertido en una cervecera con un sabor singular. CCVK es vallecana y mira hacia el futuro con fuerza.

Previous post

Cerveza SanFrutos celebró a lo grande su sexto aniversario

Siguiente Post

El Zaragoza Beer Festival cerró su primera edición con 13.000 participantes

No hay comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *